Contenidos para blogs, sitios y boletines electrónicos

Víctor Raúl Haya de la Torre

10. febrero 2011 | Por | Categoria: Los mitos y la historia

carta_20x15 ima-twit

Síguenos ahora también en Twitter y Facebook

Por Nico Medes
Nacido en Trujillo el 22 de febrero de 1895 – † Fallecido en Lima el 2 de agosto de1979) pensador y político peruano.
Fundador y líder de la Alianza Popular Revolucionaria Latinoamericana, que se convertirá el Partido Aprista.

Uno de los ideólogos políticos de América Latina y figura clave, para los partidos políticos de Perú.
Haya ingresó a la Facultad de Letras de la Universidad Nacional de Trujillo,
Posteriormente, prosiguió sus estudios en la Universidad Mayor de San Marcos de Lima.

En enero de 1919 participó en la lucha por el establecimiento de las ocho horas de trabajo.
Encabezó fue la campaña de oposición a la consagración oficial del país al Corazón de Jesús.

En octubre de 1923, cuando era profesor del colegio limeño Anglo-Peruano fue recluido en el penal El Frontón, donde se declara en huelga de hambre; a seis días de la huelga es deportado a Panamá.
Se traslada a México, donde tiene contacto con la Revolución Mexicana y con Diego Rivera.

Es donde, el 7 de mayo de 1924, funda la Alianza Popular Revolucionaria Latinoamericana. Ese mismo año, viaja a Rusia invitado por el ministro de Educación, donde se ve en contacto con la Revolución Rusa.
Se dedicó íntegramente a formar un gran movimiento que pudiera representar a las masas excluidas de la “América India”.

El APRA nació como una fuerza eminentemente antioligárquica y antiimperialista..
Haya de la Torre volvió al Perú.
Fue postulado como candidato presidencial en las elecciones de 1931 por el entonces joven Partido Nacionalista Libertador que cambió de nombre a Aprista Peruano.
Se inició dentro del partido una especie de culto a la figura de Haya, que era a la vez “Víctor Raúl”, “el jefe”, “el guía” y “el maestro”.

Según el Tribunal Electoral que dirigió esta elección, Víctor Raúl ocupó el segundo lugar, Haya de la Torre y el APRA nunca reconocieron los resultados oficiales ni al nuevo gobierno.
El gobierno de Sánchez Cerro se mostró autoritario y represivo. Haya de la Torre fue apresado.

Se produjo un fallido levantamiento armado aprista que desencadenó en enfrentamientos entre el pueblo y la fuerza armada. La insurrección fue duramente reprimida, cientos de apristas detenidos y seis mil fusilados en las ruinas peruanas de Chan Chan (afueras de Trujillo).

La Constitución de 1933 proscribía a todo partido internacional el gobierno declara ilegal al APRA en 1932. Sin embargo, el Presidente fue asesinado con varios disparos a quemarropa el 30 de abril de 1933 en el Campo de Marte de Lima, aparentemente por un aprista.
En 1936 el clandestino APRA apoyó a Luis Antonio Eguiguren quien resultó electo; el Congreso invalidó la elección por el apoyo aprista -que en realidad no podía ser comprobado-.

Albert Einstein y Víctor Raúl Haya de la Torre

En 1945 el APRA vuelve a la legalidad al participar en la coalición del Frente Democrático Nacional de Haya de la Torre, Oscar Benavides y José Bustamante y Rivero, este último quien se convirtió en Presidente. Gracias a la mayoría, Haya y el APRA controlaban la bancada del Frente y el Legislativo en su conjunto; lograron aprobar medidas para el pueblo pero también entorpecieron el reformismo del gobierno.
Provocaron la desestabilización y una etapa de desgobierno y anarquía que puso en jaque al régimen.
Bustamante se vio obligado a gobernar mediante decretos leyes y a proscribir nuevamente al APRA.

El golpe de Manuel Odría, digitado por el poder y la represión.
Haya de la Torre fue perseguido y Bustamante, deportado.
Haya se refugió en la embajada de Colombia en la que estuvo cinco años asilado puesto que la dictadura se negaba a que saliera del país.

En 1954, Haya es autorizado a salir y publica un artículo en la revista Life donde empieza a esbozar el “antiimperialismo democrático sin imperio”. Es en ese momento el APRA abandona sus banderas primigenias y tiene un viraje conservador.
Fue cuando el país vivió una mega coalición que sustentó al gobierno pradista.
Con ello, Haya y su partido –tuvieron que transar con determinados principios fundacionales con la esperanza de llegar al poder por vía legal y ya en ejercicio de este, hacer las reformas convenientes.

Francisco Morales Bermúdez y Alán García

En las elecciones de 1962 se lanzó por segunda vez como candidato presidencial, esta vez por la “Alianza Democrática”, que agrupaba al APRA con el Movimiento Democrático Pradista-que representaba a los mayores sectores del poder económico. Haya obtuvo 558,237 votos frente a los 534,824 de Fernando Belaúnde Terry (Acción Popular) y a los 48,404 del ex presidente Odría. Como no obtuvo el porcentaje necesario para ser proclamado presidente, la elección iba a ser decidida por el Congreso a instalarse el 28 de julio, tal y como lo establecía la Constitución. Aparentemente, las FFAA Peruanas temían que Haya llegara al poder y acudieron a Palacio para informar de su contrariedad; informado de esto por el presidente Prado, Haya habría tratado de efectuar un alianza con Belaúnde pero llegaron a un puerto muerto, con lo que sólo pudo consolidar una con Odría por la que cedería los votos apristas al odrísmo.

Las Fuerzas Armadas denunciaron fraude en diez departamentos y se pronunciaron también en contra del virtual presidente Odría (y no contra Haya). Finalmente, el 18 de julio se produjo el primer golpe institucional de las FF.AA., que derroca al Presidente Prado, declara nulas las elecciones e instala una junta militar de gobierno. El golpe fue respaldado por Acción Popular y tardíamente por el APRA. Ya en las elecciones de 1963, ganó Belaúnde con 39% frente al 34% de Haya.

Durante los años del gobierno de Belaúnde, Haya y su partido se mantuvieron en la oposición junto a Odría, la que por su número controlaba el Legislativo y se oponía fuertemente al reformismo belaundista. Se opusieron a las medidas propuestas por el gobierno, provocando que la primera ley reforma agraria tuviese un alcance mínimo: el Parlamento declaró inafectables las explotaciones ‘eficientes’ y dedicadas a los cultivos de exportación, decidió que las afectaciones en las áreas atrasadas fueran supervisadas por una oficina del Legislativo y recortó sistemáticamente los recursos destinados a los bonos gubernamentales de pago por las expropiaciones; la primera Reforma Agraria sólo expropió el 3% de las tierras expropiables y benefició sólo a 13 500 familias. Asimismo, el Congreso Nacional de mayoría APRA -ODRIÍSTA, censuró seis gabinetes y casi cien ministros del gobierno de Belaúnde.

Tras la llegada del gobierno militar de Juan Velasco Alvarado, los partidos políticos son proscritos. Haya de la Torre encabezó la presión popular ejercida contra el gobierno de Francisco Morales Bermúdez para que los militares volvieran a sus cuarteles y se restituyera la democracia. Una Asamblea Constituyente había sido anunciada el 28 de julio de 1976 pero las elecciones recién se realizan en1978. El APRA tuvo la primera mayoría. Haya de la Torre fue elegido con la más alta votación como diputado constituyente y fue designado unánimemente para ejercer la presidencia de la Asamblea Constituyente.

Víctor Raúl Haya de la Torre firmó la Constitución de 1979 poco antes de su deceso.
Han gastado ríos de tinta con mayor o menor fundamento poniendo su mira en hecho triviales. Uno Haya era ateo. Otra fue o no fue homosexual, como si lo uno o lo otro cambiaran al personaje. Comenzó marxista, luego antiimperialista, divorciado de los socialistas originarios y transando muchos de sus principios para llegar al poder que nunca le dejaron llegar. Me atengo a su frase.

“¡Ni con Washington ni con Moscú, solo el Aprismo salvará el Perú!”
“¡Pan con Libertad!”

Más artículos en esta Sección:

Deje su comentario