Contenidos para blogs, sitios y boletines electrónicos

Charlie Sheen

10. Febrero 2011 | Por | Categoria: Insólito

carta_20x15 ima-twit

Síguenos ahora también en Twitter y Facebook

Por Niquita Nipone

Lindsay muy preocupada por la situación de Charlie

Algún lector en el artículo anterior llegó a la conclusión que el homosexualismo estaba en la nota de las drogas, aunque la misma estaba titulada claramente, las Drogas en Hollywood y el beso en la boca de Britney Spears con Madonna, sin perjuicio de alguna inclinación de ésta última, va en el sobrentendido que una persona cargada de drogas puede hacer cualquier cosa, sin enterarse o importarle de lo que está haciendo.

Las mujeres del capítulo anterior, son un montón de mujeres excesivamente hermosas, con todos los medios para ser algo en la vida, transformadas en unos seres despreciables que tuvieron todo en sus manos y lo transformaron en un montón de caca, sin olvidar que el estiércol al menos sirve para abono.

Para algunas cosas de la vida de Charlie Sheen fue sumamente afortunado y para otras un reverendo desgraciado, en el sentido doloroso de la palabra.
Tuvo todo y tal vez, lo vuelva a tener en sus manos y lo perdió y muy probablemente lo vuelva a perder, por su adicción al alcohol, las drogas y como diría el tango su afición a las mujeres ligeras y a los caballos lentos.

Pudiendo haber sido sumamente afortunado en el amor, transformó todo en chatarra, corriendo atrás de la primer prostituta que se le cruzaba en el camino o simplemente, la mayoría de las veces, las llamaba por teléfono a los lugares donde colocan esa mercadería en EEUU.

Cuando su primer desbarranque, posterior al regalo de la BMW por parte de su padre, Martín Sheen, que fue toda la vida un hombre religioso, de trabajo y de familia, tras la expulsión de la casa de estudios, le dijo que iba a tener que solventarse a sí mismo.
Sin preparación de especie alguna en la materia, le dijo a su padre, voy a trabajar en lo tuyo.

Así lo hizo, con tan mala suerte, para su vida personal, que triunfó prácticamente de inmediato y con muy buenos resultados.
Su trampolín para la fama fueron dos películas dirigidas por Oliver Stone, Platón y Wall Street, compartiendo el cartel con Michael Douglas, William Dafoe, Daryl Hannah, entre otros.
Con muy buenos dividendos.

Fue en su carrera estelar, como un rey Midas, películas de segunda categoría como las que empezó a hacer al principio, que nadie daba nada por ellas, multiplicaban por diez los costos de producción.
Con su facilidad para los deportes, interpretaba papeles de deportista y se robaba el show de la interpretación. Todas de categoría B, menos las dos prenombradas de Oliver Stone.

Por el camino hubo un hijo natural al que no reconoció pero lo trató como hijo, en eso tal vez tenía sangre de Estévez.
Platoon recaudó veinte veces lo invertido en la producción. Nueve nominaciones al Oscar, ganando cuatro, y múltiples premios diversos.
Las ofertas de trabajo empezaron a fluir y en él brotó el lado materialista, pesaba el potencial taquillero y sus ganancias antes de la calidad artística del papel a representar.
Parecía que había aterrizado en el mundo materialista de don dinero, se había convertido en un machete para ciertas cosas.

Se había casado y la familia mayor Sheen estaba contenta con los resultados obtenidos.
De dicha unión nacieron dos niñas.
Con Wall Street volvieron prácticamente a triplicar la inversión los productores.
Apareció, cuando su esposa estaba embarazada de seis meses, una actriz porno, Chloe Jones, haciéndose cartel por los medios, que había tenido una noche de sexo con Charlie.

Pese a la negativa ante pruebas contundentes, se reconciliaron, pero su esposa Denise, inició el divorcio en enero de 2006, debido a una recaída en el alcohol, las drogas y llegó a tener una sobredosis por la cual fue internado en un hospital de emergencia.
Su padre, que siempre, fue un hombre de agarrar el toro por las guampas, llamó a una conferencia de prensa anunciando que Charlie se estaba recuperando y que una vez que saliera del hospital, sería internado en un instituto de rehabilitación.
Después de nueve meses salió de rehabilitación completamente sobria y restaurada, tras lo cual inmediatamente se dirigió a la prensa en su intención de anunciar su regreso al cine.

Pero a veces las cosas no salen como uno las planea, una señora Heidi Fleiss, administradora (léase proxeneta) de una agencia clandestina de “acompañantes femeninas” y que la tenía en la mira la Fiscalía de los Ángeles, tenía el caso para presentar ante la Corte y salió a relucir el nombre de Charlie, como cliente frecuente de los servicios de la agencia, motivo por el cual le ofrecieron inmunidad y el retiro de toda acción legal en su contra a cambio de su testimonio, a lo cual accedió.
Moralmente bajó otro escalón.

Su reputación y su carrera estaban virtualmente arruinadas.
En su transformación estelar, pasó del drama a la comedia y volvió con un film Hot shots! que fue un éxito, al que siguió una segunda parte también con singular éxito taquillero.

Charlie Sheen saluda a sus fans saliendo de los tribunales

Con otras comedias siguió el éxito monetario
Tan es así su carisma para el dinero que una serial, que muchos dieron por muerta, Spin City, por el retiro de Michael J. Fox, se presentó al casting Charlie Sheen y la producción toma por seria la propuesta y ahí estuvo obteniendo altos ratings y la serie se alzó entre las cinco más exitosas de todos Estados Unidos y le valió a Charlie un Globo de Oro.

Cuando terminó Spin City a la cima de Sheen en 2002, Charlie ya tenía otros planes.
En 2003 Charlie hizo casting para Two and a Half Men.

Serie de gran éxito, en la que Charlie, en su posición como Charlie Harper, empezó en ganando a partir de la tercera temporada U$ 350.000.- por episodio y hay que tener en cuenta que cada temporada se compone de 34 capítulos. La quinta temporada U$ 800.000.- y en la séptima temporada U$ 1.000.000.- por episodio.
El sobrino en la ficción, el niño, hoy adolescente, Jake, interpretado por Angus T. Jones percibía U$ 250.000 por episodio y por temporada.
Jon Cryer, el hermano Alan, de Charlie, llamaba al estudio para saber si Charlie iba a ir o no, porque ya estaba curado de espanto con los faltazos y los coletazos de sus noches tormentosas.

El 28 de enero de 2011, Sheen entró en rehabilitación, por lo que la producción de Two and Half Men fue suspendida.
En un periódico de ayer por la mañana, salió como gran noticia, que Charlie Sheen había gastado un millón de dólares en prostitutas, en los últimos tiempos. No deben haber echado bien los números o alguien mintió.

Con lo que él ganaba eso era cambio chico, sin perjuicio que en su mercadeo con prostitutas, no perjudicaba a personas de bien, enamorándolas, fabricándoles hijos, sometiéndolas soportar en su casa, una vida de drogas y alcoholismo complementadas con algún acto de violencia doméstica, tanto activa como pasiva, porque el hecho de irse o volver de la parranda con prostitutas, dejando a la esposa en la casa a sabiendas de todos los hechos, es tipificado como crueldad mental.

Muchos hombres e inclusive el propio Charlie Sheen han confundido al personaje con el protagonista, porque en definitiva lo que personificaba éste en Two and a half men, en resumidas cuentas era a él mismo.
Muchos que hoy lo critican, es por que a ellos no les dio la vida, ni los medios, la posibilidad de llevar ese tipo de vida de locuras, tiros y besos, sobre todo en un mundo machista como el que vivimos.

El concepto de hombre calavera y mujer corrida, siguen vigentes a pesar de estar en el siglo XXI y los ríos de tinta que han gastado las integrantes de los grupos feministas.
Nunca había visto a un ser que fuera tan hábil para hacer el dinero, como para matar la gallina de los huevos de oro, aunque creo que con lo que se pudo haber salvado, no olvidemos que lo tildaban de machete, a pesar de haberse patinado un millón de dólares o más en prostitutas, ganaba demasiado salvo que tuviera otros drenajes y le pudiera haber quedado un resto que bien administrado por un curador lograra mantener a su familia y a lo que quede de él.

Pobre Charlie, era tan pobre, pero tan pobre que lo único que tenía era dinero…

Más artículos en esta Sección:

3 comentarios
Deja tu comentario »

  1. Micheal Fox se va de la serie porque se enfermo de parkinson y quien lo reemplaza???????? pobresss compañeros!!!! van a tener que hacer alguna serie desde los salones judiciales….

  2. Ven que tengo razón……………estan obsecionados con la lindsay o de lo contrario les faltan fotos de otros…………………………esta vez me lei toda la nota y ni la nombraron!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! jejejejeje
    charlie sheeen es un pesimo actor…..cuando esta sobrio…..

  3. jajajaja no me entendieron………….que tontos………..fue una broma……………………pero por lo menos digan que fui yo………………todos saben quel beso lesbico fue actuado…….no dije nada de la homexsualidad……ni nada……….y de madonna dije que la adiccion requeteconocida de una entrevista cuando hizo evita es que le gustan los hombrecitos veinteañeros!!!!!!!!!!! yo ya ni sueño porque no le sirvo!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    saludos

Deje su comentario