Cosas que pasaron

Bajo ningún aspecto vamos a hablar del Plunagate, dado que todos los medios lo hicieron hasta el cansancio, y en mi caso, teniendo todo el material, que fui juntando desde que empezó las cosa, alguno piensa que podré escribir algo que ya no haya escrito, publicado y recontrapublicado otro.

PLUN1_435X326

No señor, me pondré en otra onda, alguna cosa ya fue publicada, pero entre tantas bebidas espirituosas, frutas secas, abrillantadas, lechones, en pocas palabras todo light para nuestro colesterol, seguiré haciendo tratamiento de lengua a la vinagreta y para ello empezaré hablando de cosas que fueron, unas que parecen chiste pero desgraciadamente son verdad y otras verdades que no hieren el espíritu navideño son lights y nos ayudan a pasar la canícula veraniega.

La cosa no da para pensar, sino simplemente con meterle el ojo y a otra cosa.

El pobre perro está tirado afuera, no quiere comer, y con el tema de los cohetes, no cree ni en el patrón, el que no quema la plata, pero también los escucha, porque escucharlos es gratis, ma code lindo.

Las diez frases más insólitas de Nicolás Maduro

Desde que tomó el lugar de Chávez, sus palabras se llenaron de misticismo, denuncias varias de complot, por parte de unos informales que no lo hicieron y el hombre goza de buena salud, ni veneno, ni balas y varias metidas de pata, hasta el cuadril memorables.

Algunos ya los llaman “maduradas”, en línea con las famosas “evadas” de Evo Morales y las “piñericosas” de Sebastián Piñera, con lo de cómo te digo una cosa, te digo la otra, no nos meteremos, porque ahí la cosa está en tierra, desde hace rato, aunque viene de aparatos para volar.

Sigue en pag. 2

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *