Pasteur y la Biblia

Distintas situaciones pueden ocurrir cuando entablamos una conversación con un desconocido compañero de viaje. Esta anécdota, es una imperdible cápsula de la historia capturada a finales del siglo IXX.

Me lo pasaron……

Hecho ocurrido en 1892, verdadero y parte de una biografía…

Un señor de unos 70 años viajaba en el tren mientras leía la Biblia.
A su lado a un joven universitario que leía su libro de Ciencias.

Sin mucha ceremonia, el muchacho interrumpió la lectura del viejo y le preguntó:

– Señor, ¿usted todavía cree en ese libro lleno de fábulas y cuentos?

– Sí, mas no es un libro de cuentos, es la Palabra de Dios. ¿Estoy equivocado?

– Pero claro que lo está; creo que usted señor debería estudiar Historia Universal. Vería que la Revolución Francesa, ocurrida hace más de 100 años, mostró la miopía de la religión.
Solamente personas sin cultura, todavía creen que Dios hizo el mundo en 6 días. Usted señor debería conocer un poco más lo que nuestros Científicos dicen de todo eso.

– Y… ¿es eso mismo lo que nuestros científicos dicen sobre la Biblia?

– Bien, como voy a bajar en la próxima estación, no tengo tiempo de explicarle, pero déjeme su tarjeta con su dirección para mandarle material científico por correo con la máxima urgencia.

El anciano entonces, con mucha paciencia, abrió cuidadosamente el bolsillo derecho de su bolso y le dio su tarjeta al muchacho. Cuando éste leyó lo que allí decía, salió cabizbajo, sintiéndose peor que una ameba. En la tarjeta decía:

Profesor Doctor Louis Pasteur
Director General del Instituto de Investigaciones Científicas
Universidad Nacional de Francia

‘Un poco de Ciencia nos aparta de Dios.
Mucha, nos aproxima’.

Dr. Louis Pasteur (1822-1895)

P.D.: El mayor placer de una persona inteligente, es aparentar ser idiota, delante de un idiota, que aparenta ser inteligente.

3 comentarios en “Pasteur y la Biblia

  • el 12 septiembre 2014 a las 10:50
    Permalink

    Esta bueno el posdata pero me parece que es en particular y no puede ser aplicado como regla general ya que el muchacho no trato de hacerse el inteligente con Pasteur, sino con un viejo que leia la biblia. Por el comentario que hace parece que no creia en los milagros escritos en la biblia ya que muchos de ellos la ciencia demostró que no fueron tales milagros.

  • el 12 septiembre 2014 a las 11:48
    Permalink

    Si 300 años antes de su nacimiento Pasteur llegaba a pinchar a alguien y se curaba, lo prendian fuego en una hoguera por ereje. Las infecciones no se podían curar antes porke eran un castigo divino entonces el estudiante tan equivocado no estaba.

  • el 13 septiembre 2014 a las 13:43
    Permalink

    Creo que el tribunal de la Santa Inquisición que quemó toneladas de seres humanos, de libros y de montones de otras cosas no surge de la Biblia, sino de la Iglesia que se apropió de ese libro judeo cristiano, para esclavizar a los creyentes para en nombre de la pobreza y la fe crearon el Vaticano, que no admitía nada que le moviera el piso. Quemaron a propios y ajenos, si un cura pensaba por cuenta propia lo hacían a las brasas. Los judíos no podían estudiar medicina y si un cristiano tenía unos libros, se transformaba en peligroso. Los Alquimistas antecesores de los químicos, fueron vistos con buenos ojos hasta que llegar a algo cercano a la verdad, de ahí en más perseguidos por la mano armada de la iIglesis, la Inquisición. Los cruzados fueron estupendos y fantasticos matando herejes y acumulando riquezas, hasta que la Orden del Temple fue poderosa,, de ahí en mas excomulgados. En Portugal queda algo muy pequeño de la orden del temple. Vale, si te interesa leer sobre la injusticia te recomiendo La gesta del marrano, de Aguinis y verás lo que es la iglesia persiguiendo a la ciencia.

Deja tu comentario