Qué le pasa a la gente

Por COMOUSTÉ

Soy agnóstico y pido disculpas por tener que aclarar el concepto para evitar que se confunda con ateo (sin dios), sino que como esta publicación es para todo público y por lo tanto conviene aclarar los términos para evitar malas interpretaciones.
comuste-265-1-605x250
Creo en un ser superior, al que no le doy un nombre determinado, como hacen las religiones, ni creo que este rija mi vida, ni la de los demás, ni sea poseedor de la verdad revelada, ni creo en los sacerdotes o seres similares o toda esa pléyade de vividores que juegan con la ignorancia de la gente, con el miedo de la gente frente a la muerte o a lo desconocido, como hacen muchas sectas, que les venden solares en el cielo o donde se les cante, cobrándoles un diezmo a los creyentes (10%) palabra que dio origen o viene de diezmar o sea dejar tierra arrasada.

Pero creo si, que tanto las religiones del cercano oriente, como el cristianismo, el judaísmo y el islamismo, como las del lejano oriente el confucianismo, el budismo, el taoísmo y muchísimas más que además de traer reglas morales, traen normas de como convivir en sociedad, normas culturizantes, las cuales no cayeron así nomás sino que son el producto de la sabiduría milenaria de los pueblos.
Por el año 2009 empecé a escribir esta página de EL REPORTE, que gira sobre vida y costumbres, información general, mal que bien pude compartir con quien voluntariamente lo haga, sin obligación alguna, porque no hay ningún vínculo, en forma gratuita, porque esta publicación lo es y no es obligatoria, bajo ningún concepto por norma alguna.
El que quiere la lee y el que no la deja, la borra, hace lo que quiere con ella y jamás opiné sobre política en ningún sentido, ni a favor ni en contra de nadie.
Aunque tengo opinión personal formada, pero es para mí y no para predicarla en una publicación laica sin perjuicio de no ser candidato de nada y para nada.

Así de sencillo y como decía cuando empecé estos artículos lo hice con un seudónimo, encontré como suele ocurrir algún idiota, porque a las cosas hay que llamarlas por su nombre, si he sido claro, un vulgar idiota que la iba de vivo y con un artículo, lo hice pelota y le alcanzó para toda la cosecha, nunca más apareció por la parte de comentarios, no creo que yo tenga la facultad de lograr que un idiota se dé cuenta que es idiota y deje de serlo, pero Eróstrato le cayó como anillo al dedo (ver en buscador de El Reporte).
Pero también había tenido diversos tipos de satisfacciones, en esta publicación y en otras, nacionales y extranjeras, como ser felicitaciones muy calurosas que me hicieron notar que no estaba en el camino errado, de trasmitir algunas cosas que sé y compartirlas con mis semejantes.
También tuve la satisfacción de alguna dama joven, claro que acá se ven seudónimos, no caras ni edades, pero por los temas y las formas tuvimos una correspondencia con una bella dama la cual me hizo un montón de preguntas sobre las fuentes en que yo había estudiado y estudio y trabajo y se mostró aparentemente muy satisfecha.
El tiempo pasa y no muchas veces donde se ven seudónimos no se ven corazones.
También el mundo muy probablemente vaya cambiando, si es para bien o para mal el tiempo lo dirá y muy probablemente nosotros no estemos del lado de arriba de la superficie de la tierra para comprobarlo.

En mi vida, una de las tareas que tuve fue la de poner a funcionar un nuevo teatro, cosa nada fácil y teniendo el mejor asesoramiento de dos técnicos de sonido, hoy desgraciadamente fallecidos, esos queridos amigos, marcaron las líneas de como tenían que ser la sala, las butacas tapizadas para que la sala funcionara siempre igual, con mucho público, poco o ninguno.
Las paredes y el techo lisas para que el sonido rebotara en dichos lugares y volviera al escenario para que el actor o los músicos sintieran reverberar la voz o la música y pudieran apreciar si estaban haciéndolo muy fuerte o muy bajo o fuera de tiempo.
Claro que todo eso lo supervisaba un arquitecto muy mayor y los arquitectos de la obra se la jopearon, porque ellos iban prendidos en su arancel que era un 20 % de los costos, y hasta Perogrullo sabe que aumentando los gastos se aumentan las ganancias.

Hicieron la sala totalmente al revés butacas sin tapizar y paredes y techos con cámaras de madera que no retornaban el sonido, encareciendo doblemente el costo de la obra, por la madera y por la corrección del sonido por medios electrónicos.
Para la sala se salió a buscar el mejor piano que se podía obtener en plaza y se puso en la prensa un aviso para comprar un Steinway americano de media cola y vino una oferta del medio del campo, parece que en la época de las vacas gordas, cuando se ataban los perros con salchichas la hija de un estanciero de Melo quiso aprender a tocar el piano y Papá le compró el mejor piano del mundo, faltaba más.

Se arregló con los dueños del piano nunca utilizado, porque el amor por la música fue momentáneo, se le repararon algunos detalles y quedó el tal piano, un lujo que fue probado y elegido por don Luis Batlle Ibáñez, uno de los mejores pianistas uruguayos y para nuestra gloria todavía ejerce y está en EE.UU.
Inauguramos la sala con un concierto de don Luis que hace más de 40 años estaba en la flor de la edad y la prensa tuvo sus críticas.

Jorge Luis, doña Matilde y Luis Batlle Ibáñez
Los críticos son por lo general esos señores que nunca llegaron a tocar ni en un piano vertical de una escuela la marcha A mi Bandera y como no le podían dar a Luis, por lo consagrado, ni al piano por su fama, le dieron a la sala que era nueva.
Unos, que en el ambiente les decían “las nutrias feas”, lo cual no es decir poco, y si Ud. lo duda vaya al zoológico vea y podrá apreciar.

Decían que la sala era sorda.
Luisito, como buen hermano del Dr. Jorge Luis Batlle Ibáñez, ante esas críticas dijo que el tocaba el piano porque le pagaban y le gustaba hacerlo porque era su vida y si la sala no le gustaba al público que fueran a otra y ahí quedó la cosa.
Ésta anécdota de mi vida viene al caso.
Siempre fui respetuoso con mis lectores.
En la vida como enseñan los sabios orientales, pero los del lejano oriente:
Aprendí a estar solo para conocerme.
Aprendí a estar en silencio para escucharme.
Aprendí que escuchar es de sabios.
Aprendí que dar era mi regalo.
Aprendí a querer a los demás y a quererme a mí mismo.
No sigo porque sería repetir el artículo anterior.
Disfruto con los comentarios de Chacho.
Pero no puedo hacer caso a la gente que no se respeta a sí misma, que no se quiere.
Que el embellecerse exteriormente le llame tunearse como usan ese neologismo referente a envenenar los cachilos viejos para chapar a algún gil.
Buscar política en Buda y en Confucio, o buscarle las cinco patas a la Madre Teresa de Calcuta, es muy fuerte.

Que sigan disfrutando de Tinelli que el tunea a las minas, a sus pseudos jurados y a la realidad y no pierdan tiempo con estos artículos de mala muerte, porque como tituló el anarquista británico Herbert Read a su libro “Al diablo con la cultura”.

Pierdan cuidado que no pienso que:
“El mundo se está
Quedando sin genios;
Einstein se murió;
Beethoven se quedó sordo
Y a mí me duele la cabeza”
Que todo sea para bien… y recordemos aquella frase de Gandhi:
“Cuida tus Pensamientos
“Porque se volverán Actos.
“Cuida tus Actos
“Porque se harán costumbre.
“Cuida tus Costumbres
“Porque formarán tu carácter.
“Cuida tu carácter
“Porque formará tu Destino.
“Y tu destino será tu vida”

3 comentarios en «Qué le pasa a la gente»

  • el 6 marzo 2015 a las 12:49
    Enlace permanente

    Dejalos que te critiquen , no les des bolillas yo te apoyo en la mayoria de las cosas que decis otras cosas me divierte un poco mas mostrar lo que opino y es seguro que aunque no me guste te haga recordar mas a tinelli que al pianista amigo tuyo. Pero igual que al pianista estoy segura que a tinelli tambien lo critican
    pero siempre hay alguien que le dice, no te hagas problema, no les des bola…Don Quijote le dijo al Sancho Panza…” Ladran Sancho señal que cabalgamos”…Nada mas.
    Saludos

  • el 7 marzo 2015 a las 01:40
    Enlace permanente

    AQUI ESTOY_____SIN DRAMATISMOS_____CLARO QUE ESTAMOS TODOS UN POCO LOCOS_____PERO NO SOMOS TODOS IGUALES_______ESTAN LOS IDIOMAS______LA EDUCACION_____ESTAN LAS CREENCIAS_______UN DIA UN DUEÑO DE UN RESTORAN CHINO ME DIJO QUE EN UNA DE SUS DINASTIAS LA GOBERNO UN EMPERADOR QUE TENIA 12 AÑOS DE EDAD HASTA QUE CUMPLIO 59 AÑOS_______EL GURI CON 12 AÑOS -QUE SABIA?_____PERO TOMABA DESICIONES A DIARIO SOBRE ADULTERIO__PROBLEMAS DOMESTICOS___CONDENAS______Y LA VIDA DE MILLONES_________ERGO__________PODES VIVIRCOMO ELLOS MILES DE AÑOS EQUIVOCADOS.
    TE VOY A DECIR ALGO DE LA CULTURA DE LA CALLE_______CREE SOLO EN VOS, TU FAMILIA Y TUS AMIGOS___LO DEMAS_LO CONVERSAS EN LOS ASADOS CON MUCHO VINO___EL MUNDO SIGUE IGUAL________JERJEJEEJEJEEJEJE_____SALUDOS
    CHACHO

  • el 7 marzo 2015 a las 04:11
    Enlace permanente

    Mugre chico-todo es mugre-barata y poco imaginativa-
    Pidele el diezmo pero nunca lograrás que piensen igual que tu a no ser con guerras—-y-sometimientos-dictaduras-o-reinados-
    Pregunta-algo-y-te-dire-lo-que-no-conoces-del-mundo–…esta claro?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *