Triste historia de amor

Aunque parezca una leyenda es una auténtica historia de amor

La historia puede relatarse en forma muy breve, pero perdería la carga romántica que ella conlleva y algunas lectoras perderían el interés en el tema.

terru-280x210

Algunas no se percataron que Ovidio fue “profesor de amantes” hace dos mil años y lo calificaron de “viejo verde” a un ser que había hecho del amor un apostolado, claro que son muy distintas las artes amatorias de Ovidio de aquel entonces y pudieran ser demasiado melosas para alguien del siglo XXI.

Puede que sean más disfrutables las formas amatorias y los fines perseguidos por Cleopatra.

Son muy distintas las historias y las artes amatorias utilizadas por cada uno de los personajes, claro que si todas fueran iguales no habría necesidad de relatarlas.

Ocurrió en 1217

Un joven llamado Diego o Juan Martínez de Marcilla o Marsilla de veintidós años, se enamoró de Isabel Se¬gura, hija única de padre muy rico.

La relación venía desde niños y diaria, pues eran vecinos.
Crecidos el joven deseaba tomarla por mujer y ella le correspon-dio.
Pero no lo haría sin él con sentimiento de su padre y su madre, como lo establecían los usos y costumbres de ocho siglos atrás.

Hoy todo sería muy distinto y la opinión paterna o materna sería tenida o no en cuenta y la dote y los esponsales dejémoslo para otra oportunidad.

El joven pidió al padre la mano de su hija y la respuesta fue negativa, porque aunque era de buena familia y también de buena fortuna, él no tendría bienes, pues no era el primogénito y había otros hijos con derecho a herencia.

Las normas y costumbres establecían que el mayor heredaba todo, el segundo sería cura y los restantes a la guerra para hacerse una posición, pero ni un peso.

El joven narró a Isabel que el padre de ella, no lo tenía a menos, sino que el problema era por el dinero, y le pidió a su dulce amada que lo esperase cinco años en que él se iría a la guerra, hasta tener el dinero suficiente.

Sigue en pag. 2

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *