Caminando entre tumbas

Por Oscar Alas
En este thriller de acción, nuevamente enfunda Liam Neeson el conflictivo y popular personaje de hombre recio, que ya muestra tener un gran oficio para interpretar. Esta vez encarna a un ex policía, alcohólico (por su puesto, como la mayoría de sus personajes), que debido a una tragedia mientras estaba estaba bajo los efectos de la bebida, puso fin a su carrera. Luego para ganarse la vida, ejerce como detective privado sin licencia. Y con el apoyo de la terapia (alcohólicos anónimos), busca alejarse de los fantasmas y encarrilar nuevamente su vida.

liam-248-1_435x326El personaje de Liam se llama Matt Scudder, este tipo de personajes a este actor le caen como anillo al dedo, y como dijimos, encarna a un antiguo detective del Departamento de Policía de Nueva York, es un alcohólico en fase de recuperación perseguido por los remordimientos y con muchas cuestiones pendientes.

La gran diferencia que tiene este actor irlandés con el traje de héroe populacho, (un bonachón idealista, valiente, con buen corazón, pero con problemas de comunicación y vicios, en este caso el alcohol), con respecto a sus pares americanos, es que Liam Neeson hace que todo parezca más natural, sencillo y menos sobreactuado. Nacha Guevara, gran coreógrafa, actriz y directora argentina una vez dijo, “A veces mas, termina siendo menos”. El guionista y director Scott Frank, aparte de no tener un gran libro, porque a los diez minutos del film se vuelve todo predecible, eso hace que tenga que gastar todas las municiones al principio (con los personajes a la vista), igual logra que el film tenga pasajes interesantes de suspenso y varias escenas de gran tensión.

Pensamos que si se hubiera montado la escena, donde los asesinos seriales matan a la agente de la CIA, hubiera tomado otro camino la historia, con otras prioridades y quizás la trama con sus personajes no permanecería tanto a la vista. Claro que uno, sin responsabilidades, ni gastos y con el diario del lunes, puede jugar y decir lo que se le ocurra.

Sin embargo, hay que valorar lo visto, Scott Frank, logra explotar todas las virtudes del actor Liam Neeson, incorporando lo que creemos que no debe faltar en la receta de toda película de acción que ostente de buena;
Que tenga una interesante historia que contar. Que tenga pocos diálogos y concretos, que la fotografía sea de calidad y que transmitan mucha intriga y tensión a los espectadores.

‘Caminando entre tumbas’, sacando lo del principio (a nuestro gusto la historia tiene gusto a poco), el film cumple a la perfección con la receta para pasar un buen y entretenido momento, y a nuestro juicio, se posiciona, como una de las películas que recomendamos ver de este género.

Un comentario en “Caminando entre tumbas

  • el 7 noviembre 2014 a las 08:49
    Permalink

    Tenes razon el tipo no sobreactua como Bruce Willis y su duro de matar, bien Oscar viene con 4 estrellas hay que verla. No saben nada de Inerstellar como será???

Deja tu comentario