Promocione su empresa por Internet

Se vienen los superhombres

9. Diciembre 2011 | Por | Categoria: Tecnología - Ciencia

carta_20x15 ima-twit

Síguenos ahora también en Twitter y Facebook

En la nueva obra, «La física del futuro», un físico japonés cuenta cómo va a cambiar nuestra vida en los próximos cien años. El ser humano contará con infraestructura androides, disfrutaremos de energía sin límites, una longevidad increíble y control de las máquinas con la mente

Podría decirse que Michio Kaku es una versión norteamericana de nuestro querido Eduardo Punset. Además de su prestigio como físico teórico, este hijo de japoneses de 64 años ha recorrido el mundo popularizando la ciencia en todas sus ramas. El escritor Julio Verne predijo en sus obras –con un siglo de anticipación– los viajes a la Luna o los submarinos. Su imaginación fue clarividente, pero la mayor parte de los que intentan vaticinar cómo será la vida en el futuro cometen errores de bulto. En «La física del futuro» (Debate), Kaku intenta esbozar cómo los avances científicos revolucionarán la vida cotidiana. Pero no elucubra: «he entrevistado a 300 de los científicos más influyentes del mundo, expongo las tecnologías que actualmente ya existen, al menos en prototipo, y obedeciendo las leyes de la física y la biología intento hacer predicciones fiables de cómo serán la medicina, la biotecnología, los viajes espaciales, los robots, los ordenadores o la economía, pero soy un físico, no un escritor de ciencia ficción», dice este ocupado comunicador, un hombre que sabe cómo atrapar toda la atención en un libro que invita a soñar con un futuro apasionante.

Por ejemplo, cuando pensamos en un exoesqueleto, nos vienen a nuestra mente imágenes bastante similares a las de un poderoso Iron Man, un traje lleno de motores y dispositivos electrónicos capaces de convertirnos en una especie de superhombre.

Lo han llamado Skeletonics a partir de una fusión entre las palabras “Skeleton” y “Mechanics”, algo que tiene bastante sentido. Si no fuese por que para construirse uno en casa hace falta tener acceso al menos a dos o tres máquinas industriales que seguramente nadie querrá prestarte, podrías tener el tuyo en una o dos semanas de trabajo.

Los comics y el cine nos han metido en la cabeza que un exoesqueleto debe ser bonito, caro, y tecnológicamente super avanzado. Quien haya visto a Iron Man (Anthony Edward “Tony” Stark) revoloteando por el cielo dentro de su traje robótico puede verse impulsado a creer que sin un par de millones de euros de presupuesto es imposible siquiera soñar con construir un exoesqueleto capaz de proporcionarnos unas horas de diversión. Señoras y señores, lamentamos decirles que están absolutamente equivocados.

Pero podemos ver los Iron Man de hoy en el nuevo equipamiento de los soldados americanos. Aquí vemos un entrenamiento con esos trajes exoesqueletos y es realmente impresionante lo que son capaces de hacer.

Más artículos en esta Sección:

Un comentario
Deja tu comentario »

  1. Estan muy buenos esos trajes………………ye los vi en otras notas que hicistes en el reporte……………………el japo ese con la edad que tiene es un bocho se lo ve 2×3 en un canal de cable tambien hablando de ciencia………….

Deje su comentario