12 de Octubre

El 12 de octubre de 1492 es tan arbitrario como el 14 de julio de 1789, ni se descubrió América, ni ese día nació la Revolución Francesa.

El problema es que la gente necesita creer y fijar días históricos, aunque después corran los feriados para los lunes o los viernes.

Un querido amigo, que hoy no está con nosotros, sumamente inteligente y pícaro, en un colegio religioso, su maestro o profesor, le preguntó cuándo había nacido Cristo y él muy suelto de cuerpo contestó el 1º de enero del año 0000.

Razonó rápidamente, pero le faltó tener presente que el 25 de diciembre se festeja la navidad, de quién, pues la de Cristo.

Le faltó pensar que Cristo era judío y que lo bautizaron según las costumbres y leyes del pueblo judío.

La ley mosaica (de Moisés), por mandato divino, prescribía: «Serán circuncidados a los ocho días de nacer todos vuestros varones de cada generación».

El evangelista Lucas cuenta cómo se cumplió esta ley a los ocho días del nacimiento de Jesús, o sea el 1º de enero.

Pero vayamos a lo nuestro que ya les despertamos la curiosidad a unos cuantos lectores.

Colón, Cristóbal o Cristoforo, genovés, español y muy probablemente judío llegó a la isla Guananhi, hoy integrante de las islas Bermudas y no se dabe bien cual fue, si esas islas donde nació Sidney Poitier en 1927, lo cual es un hecho y muy cierto, por supuesto lo cierto es el nacimiento de Poitier, porque lo otro está en veremos.

De ahí nació un gran error, llamarle indios a los aborígenes americanos, porque indios son los de la india, y como le erraron a la tierra también le erraron con el nombre, hubiera sido más prolijo llamarlos amerindios.
Fue la primera vez que el Imperio Español, donde jamás se ponía el sol, dio un paso adelante, hacia poniente porque a las Indias ya les habían entrado por otro lado un montón de aventureros de aquel entonces buscando las especias.

Pero sin caer en la pavada que le rindió mucho dinero a cierto autor que después de 50 años de cobrar los derechos de autor se desdijo del libro que vendió sin anestesia y como pan caliente, a los aprendices de antimperialistas de entonces, después devenidos en imperialistas, si me refiero a aquella secta que a todo el que pensara distinto y tuviera el toupet de decirlo se lo calificaba de facho, por el fascio.

Claro que los generalizadores con la terminación “ismo” lograron enterrar sus pensamientos a 7 pies de profundidad, cuando ya no están, como se hace con los muertos.

Día de la raza es un absurdo total, a que raza se referían si hay una sola raza entre los hombres, la raza humana o en el colmo de la estulticia, los españoles o los hispano parlantes se consideraban una raza distintas.
La tontera que nos enseñaban en la escuela de raza blanca, amarilla, negra y cobriza, por el fundamento nada científico del color de piel, la misma cosa que si se tratara de ganado vacuno, ovino, o yeguarizo.

El ser humano es una sola raza que se subdivide en diversas etnias, todas exactamente iguales en derechos y deberes, aunque por distintas circunstancias, a unos o a otros les sirve separarlos para usarlos con fines espurios.

La esclavitud fue un fin, hoy la política partidaria, o el populismo, o unos votos más o unos votos menos.

América le dio al mundo la papa o patata, el tomate, maíz, calabaza o zapallo, frijol, judía o poroto, tomate, boniato, palta, maní, cacao, vainilla, piña o ananá, ají en sus variedades desde el chile al morrón, pimienta de Jamaica, girasol, tabaco, coca, yerba mate, caucho, etc., sin contar los minerales como la plata del Potosí y gracias a la pésima costumbre de los mayorazgos, una institución del derecho civil que permite transmitir por herencia al hijo mayor la totalidad de la propiedad de los bienes de la familia: el mayorazgo tenía como fin evitar la disgregación de las fortunas.

Las familias nobles durante la Edad Media y hasta la Edad Moderna estaban integradas por abuelos, padres, tíos, sobrinos e incluso los sirvientes.

A esta forma se le ha llamado familia extendida o de linaje abierto.
El padre era el encargado de cuidar del patrimonio y el apellido mediante los convenios matrimoniales, la primogenitura y el uso de la dote.
Los matrimonios se arreglaban con otras familias cuyo apellido tuviera prestigio y contribuyera con los bienes de la familia.

Era el primogénito quien tenía el derecho y la obligación de contraer matrimonio.

El vínculo matrimonial era decidido por los padres y parientes mayores.

Los hermanos menores varones, “secundones”, debían decidir entre una carrera militar, eclesiástica o simplemente colaborar con el hermano mayor.

Las mujeres de la familia recibían una dote, es decir, una cantidad de bienes que le eran entregados al marido en custodia y para el sustento de la esposa.

Este patrimonio era usado en negocios que al producir ganancias formaban parte de la familia, que se había extendido con dicho matrimonio.

Cuando la mujer entraba a un convento se seguía el mismo procedimiento, pues estaba casándose con Dios.

Esta vez, la abadesa era la encargada de la administración de la dote.

Muchos de los matrimonios se realizaban entre familiares por lo que la endogamia era frecuente.

En nuestro campo se da ese fenómeno del casamiento entre la hija del vecino con el hijo del otro vecino, con el fin de unir campos y llegar a una mayor área, que en el supuesto de no darse esa política de endogamia, al morir el estanciero el campo se dividiría entre herederos, y de esta otra forma por herencia se unirían los campos y se llegaría a un caso que si lo pensamos bien lo podemos resumir en pocas palabras.

El amor pasa a segundo término cuando se trata de superficies de campo, o empresas, porque también en el mundo urbano tenemos el casamiento de descendientes de titulares de distintas empresas del mismo o similar ramo.
Pero al mismo tiempo era y es una manera de resolver problemas entre vecinos y generar conexiones políticas convenientes entre pueblos y reinos, ya saliendo de nuestro pequeño problema rural, sino entrando en el terreno de los privilegios nobiliarios, o plutocráticos.

De esta forma el señor de la casa tenía un “buen señorío” que conservaba y acrecentaba su prestigio, su linaje y sus bienes para su beneficio y el de sus súbditos.

Gracias a la brillantez de las ideas en la madre patria, otro término a reveer, según las leyes de partidas, base también de las leyes de Indias, había oficios baxos e viles.

Simplificando la cosa, porque sería de nunca acabar, los oficios bajos y viles, son los artesanales, indignos de ser desempeñados por nobles, y en especial había uno expresamente prohibido, era la práctica de la medicina por los judíos y el préstamo de dinero a interés por parte de los cristianos.

Condenaron a los judíos a tratar con el oro y otros valores.

Los judíos y los moros, se dedicaban a la crianza de caballos para la guerra, así como a producir alimentos para dichos animales.

Los nobles, siempre metidos en guerras, compraban a crédito las pasturas y los caballos y llegado el momento de pagar y si no les había ido bien en las guerras y por ende no contaban con fondos para hacer efectivos los créditos, dictaban una ordenanza o ley y los dejaba sin derecho a cobrar sus haberes o simplemente los perseguían y los mataban, así de sencillo.

El empeño de las joyas de la reina por parte de Colón, (leyenda), habrá sido obtenido de judíos que eran los que podían prestar algunos maravedíes.

El trabajar fue un oficio bajo y vil, indigno de los hijosdalgos de España, y de otras monarquías, por que no.

Gran parte del oro y las riquezas provenientes de América, terminó en Holanda, que en un territorio que era un pañuelito proveía de papas o patatas a los habitantes de España.

Pero la cosa no terminó ahí, Sir Francis Drake, lo de sir se lo ganó por lo que escribiré a continuación.

Francis Drake (nacido en Tavistock, Inglaterra, en 1543 y muerto en Portobelo, Panamá, 28 de enero de 1596, fue un corsario inglés, explorador, comerciante de esclavos, político y vicealmirante de la Marina Real inglesa.

Dirigió numerosas expediciones navales contra los intereses españoles en la propia España y en las Indias, siendo la segunda persona en circunnavegar el mundo en una sola expedición, tras Elcano, y participando en el ataque a Cádiz de 1587, la derrota de la Grande y Felicísima Armada y el fallido ataque a La Coruña de 1589, entre otras.

Por muy buen navegante que fuera, Sir Francis Drake fue un sinvergüenza. Enrolado como grumete junto a su primo Hawkins pronto se haría experto marinero.

Ante la imposibilidad de hacer frente a la inmensa flota española la reina Isabel fue expidiendo “patentes de corso” mediante las cuales y desde un punto de vista legal la piratería pasaba a ser bendecida por su Graciosa Majestad.

Si hubo un corsario extraordinario ese fue Sir Francis Drake aquel segundo hombre en dar la vuelta al mundo y aquel primer inglés en hacerlo.

Comenzó como brillante salteador de caminos y sobrado de patrocinios monta una escuadra la cual su buque insignia sería el Golden Hind y dando la vuelta al mundo pillando allá donde su escuadra pusiera proa logró tal botín que definitivamente fue la base del Banco de Inglaterra, y la City pasó a ser la casa de contratación del comercio mundial.

El método de Drake era muy sencillo tomar una plaza y si no había botín destruir aquella plaza en estimación aproximada del botín que podía albergar. Expeditivo sin duda.

Las plazas españolas se fueron rearmando y es que Drake no era un pirata al uso, investido de corsario se convirtió en un azote total y absoluto.

Fue y sigue siendo una figura controvertida.

En una época en la que Inglaterra y España estaban enfrentadas militarmente, fue considerado como un pirata por las autoridades españolas, mientras en Inglaterra se lo valoró como corsario y se lo honró como héroe, siendo nombrado caballero por la reina Isabel I en recompensa por sus servicios a la corona inglesa.

Drake fue también un asiduo visitante de la isla hoy llamada Gorriti, y también Colonia del Sacramento, claro que la plata en nuestro país, estaba en el nombre del río y en el nombre de nuestros vecinos dado que Argentum, es plata, como Argentina es un nombre derivado de dicho metal.

Y que tanto amolar con el descubrimiento de América, Colón llegó porque se equivocó y el que la embocó fue el portugués Magallanes, que terminó asesinado en las Filipinas y completó la travesía Elcano, y al igual que Solís, se lo comieron, no en dos panes, porque los aborígenes no conocían el trigo, que era americano, y no hay que echarle la culpa a los charrúas, porque los antropófagos eran los guaraníes con cierto ritual y los charrúas no habitaban la zona en que se mató a Solís, existían charrúas también en lo que hoy es Entre Ríos, pero ese no es el tema.

En total, 216 hombres perecieron durante el viaje, y sólo 18, entre ellos Elcano, pudieron sobrevivir.

Otros cuatro hombres de los 55 de la tripulación original de la Trinidad, que había emprendido una ruta de regreso distinta desde las Filipinas y fue capturada por los portugueses, regresaron finalmente a España en 1525.

Pero volviendo a nuestro tema, se sabe de larga data que los vikingos llegaron a América mucho antes que Colón, pero ahora, como les pasa a muchos padres por detrás de la iglesia, los embromó a los fanáticos de Colón, el descubrimiento del bendito ADN.

Encontraron en Islandia 80 personas pertenecientes a cuatro familias islandesas se encontró un linaje amerindio y por las características del linaje científicamente se sabe que perteneció a una mujer y según los cálculos el origen de esa cruzada fue a partir del siglo X o sea el año 900 después de Cristo, algo así como 600 años antes que Colón se topara con las islas Bahamas.

Las Venas Abiertas fue un cuento que el propio Hughes Galeano desmintió unos cuantos años antes de morir, pero esto de la aborigen en Islandia me está contando que a todos nosotros nos mintieron en la escuela hasta el hartazgo.

Empezamos con la cigüeña, con los Reyes Magos y ahora Erik Barba Roja, un Asterix más, completó el tríptico.

Que todo sea para bien…

Un comentario en «12 de Octubre»

  • el 14 octubre 2016 a las 10:53
    Enlace permanente

    Que terrible bajon yo pense que nos habian descubierto un 12 de octubre de 1492 y hablabamos español por eso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.