La Cábala IV

Continuando con el tema de la Cábala propiamente dicha y cumpliendo con la curiosidad de nuestros lectores en lo que al tema se refiere cumpliremos con ellos.

Continuación del número anterior…
Yo solo creería en un dios que supiera bailar”
Así hablaba Zaratustra (Friedrich Nietzsche)

7 Netzaj, la sefirá de la pasión

Netzaj, נצח , (Victoria, Eternidad) es la séptima sefirá, la esfera verde que ocupa el lugar inferior del Pilar Derecho del Arbol de la Vida. Con ella comienza la manifestación en sí, el plano de la forma, a diferencia de las seis sefirot superiores, que se encuentran más allá de la forma y tan solo en estado latente en la mayoría de los hombres.

La cuatro sefirotinferiores:Netzaj, Hod, Yesod y Malkut, van manifestando el movimiento involutivo, el llamado “Descenso del Poder”, representado por el Rayo Relampagueante, especializándose cada vez más a medida que aumenta la densidad vibratoria, hasta llegar a la materialidad deMalkut, con toda la multiplicidad del mundo y la naturaleza.

A partir de aquí, donde toma tierra el Rayo Relampagueante, el movimiento es en sentido inverso, hacia la Unidad de Kether. La serpienteNajustán representa este movimiento evolutivo ascendiendo por el Arbol, del mismo modo queKundalini asciende por el canal central, Sushuma, hasta llegar al chakra Sahasrara, que comparte con Kether el significado de su nombre: Corona.

Netzaj, Hod y Malkut constituyen la Triada de la Inserción en el Mundo, dentro de la cual se encuentra Yesod, como centro regulador del Nivel de Yetziráh o Mundo de la Formación, el nivel psíquico, que en la tradición ocultista se conoce como plano astral.

Emociones (Netzaj) y pensamientos (Hod) confluyen en Yesod, el ego, mientras que el Mundo de la Acción se encuentra ya en modo material como cuerpo físico en Malkut. Estas cuatro sefirot en el hombre son transitorias y se disuelven en el momento de la muerte.

El valor numérico de Netzaj, 148, refleja el modo en que recoge la energía expansiva de amor deJesed, en una forma más concreta. Podemos ejemplificar esto observando la palabra Jesed. Está compuesta por tres letras: ח jet (8), ס samej (60) y ד dalet (4). Si desarrollamos su deletreo de modo acumulativo: ח (8) ; חס (68); ד חס (72) la suma es 148, el valor de Netzaj.

CABA-225-1_435x326
La Danza de Matisse

Como sefirá del Pilar Derecho del Arbol, Netzaj representa una serie de energías que sirven de combustible para la acción. Estas energías, las “Huestes”, que encontramos en el nombre divino de la sefirá: “Eterno de las Huestes”, son de naturaleza emocional y pasional, e incluso más concretamente sexual. El impulso necesario para la creación de cualquier forma, incluyendo claro está la forma humana en la reproducción, residen en Netzaj. Por ello el orden angélico que le corresponde, los Elohim, habla de dioses creadores, pues conforman los instintos o pasiones que se hallan tras las obras del hombre. La fuerza de la pasión al crear, ya sea una obra de arte, un ingenio o un nuevo ser, parece poder detener el tiempo, como si únicamente existiese ese instante en que surge el ¡Eureka! O el ¡Te amo! No en vano la sefirá significa también Eternidad. Por otra parte, todos los ritos que tienen ritmo, movimiento y color, todas las danzas sacras o profanas, tienen su origen en esta esfera.

Venus de Boticelli

(hermana de sangre de Américo Vespucio)

El planeta asociado a Netzaj, Venus, representa muy bien los atributos positivos de la sefirá: la belleza triunfante, el poder del deseo, el impulso instintivo y eterno, la inspiración artística, todo aquello en fin que hace que la vida merezca la pena de ser vivida.

En el aspecto negativo encontramos el desequilibrio del mundo emocional, bien por exceso, las emociones se desbordan y anulan al sujeto, o bien por defecto, la apatía o la frialdad dificultan el inicio de cualquier acción.

En el aspecto sexual, el exceso se manifiesta en el “vicio” de la sefirá: la lujuria y la incontinencia, mientras que la represión sexual estaría en el extremo opuesto.

Diferentes épocas y culturas han incidido en la manifestación de esta sefirá, considerándola sagrada o profana. Nietzsche exalta lo dionisiáco como una dimensión fundamental de la existencia, que quedó relegada en la cultura occidental: la vida en sus aspectos oscuros, instintivos, irracionales, biológicos.

Lo dionisíaco se manifiesta como una explosión de vitalidad salvaje en la que desaparecen incluso los límites de la individualidad.Dionisos, dios del vino y del éxtasis, celebra la danza orgiástica. En oriente, el Tantra sublima el impulso sexual con la unión de Shiva y Shakti en un ritual sagrado: el Maithuna. Equivalentes rituales sexuales de carácter sagrado se encuentran en todas las culturas de la tierra. El color verde de la sefirá evoca la naturaleza, y es ésta la que nos proporciona, si sabemos mirar, esa “visión de la belleza triunfante” que es la experiencia espiritual asociada a Netzaj.

Maithuna, en Khajuraho (India)

SEFIRA: Netzaj, נצח, Victoria, Eternidad.
POSICION EN EL ARBOL: La esfera verde, en la parte inferior del Pilar Derecho.
NOMBRES DIVINOS:
YHVH Tzebaot, ,צבאותיהוה Eterno de las Huestes.
ElohayYisrael, ישראל אלהי , Dios de Israel.
ARCANGEL: Haniel, האניאל, regente de la esfera en el Mundo de la Creación.
ORDEN ANGELICO: Elohim, אלהים, Dioses, regentes de la esfera en el Mundo de la Formación.
CHAKRA MUNDANO:Nogah, נוגה, Venus. Regente de la esfera en el Mundo de la Acción.
CHAKRA HUMANO: Manipura, junto con Hod.
IMÁGENES MAGICAS ASOCIADAS: Una bella mujer desnuda.
SIMBOLOS: La lámpara. La guirnalda. La rosa.
EXPERIENCIA ESPIRITUAL: Visión de la belleza triunfante.
VIRTUD: Desinterés, desapego.
VICIO: Incontinencia. Lujuria.
EN EL CUERPO HUMANO: El riñón derecho. La cadera y rodilla derecha. Las caderas, visto de perfil.
COLORES: Ambar en Atziluth, verde esmeralda en Briah, verde amarillento brillante en Yetzirah, verde oliva con manchas doradas en Assiyah.
TAROT: Los 4 sietes.
ELEMENTO: Aire como potencialidad, Fuego como expresión.
POLARIDAD: Positiva.
METAL ASOCIADO: Cobre.
SIGNIFICADOS: El Centro emocional. El Centro de las pasiones. La sexualidad como pasión.
8 Hod, la sefirá de la mente concreta
El Todo es Mente. El Universo es Mental”.
El Kybalión

Hod הוד ( Esplendor, Gloria) es la octava sefirá, la esfera naranja que ocupa el lugar inferior del Pilar Izquierdo del Arbol de la Vida.Junto con Netzaj, la esfera verde que ocupa el lugar opuesto en el Pilar Derecho, constituye la Viga de la Personalidad, fundamentada en dos aspectos básicos: el emocional (Netzaj) y el mental (Hod). Y de la misma forma que Netzaj recoge la energía expansiva de Jesed, que a su vez la toma de Jokmáh,Hod concreta a una escala menor la influencia de Bináh, el lado izquierdo de nuestro cerebro, el hemisferio lógico y racional.Hod es la mente concreta, la que permite dar forma a nuestros proyectos y nos ayuda a superar las fases emocionales y los impulsos instintivos provenientes de Netzaj.

Las sefirot de Netzaj y Hod, juntamente con el órgano sexual, que corresponde a Yesod, componen la Triada del Temple de Animo, que a su vez se encuentra inserta en la Triadade Inserción en el Mundo, cuyo vértice inferior es Malkut. Si Jesed yGevuráh son los brazos, Netzaj y Hod son las piernas, que representan el avance en la vida para la realización de los propios objetivos. Y para avanzar necesitamos ambas piernas; el impulso emocional de Netzaj alimenta la motivación para la acción, y la mente práctica de Hod concreta el modo de realizarla.

La identidad básica de Netzaj (emociones) y Hod (pensamientos) se muestra en que ambas sefirot comparten el mismo nombre divino: Tzebaot, “Huestes”. Estas huestes, que son las energías que se pluralizan en su manifestación en Netzaj, se tornan creadoras en Hod, como indica el nombre “Elohim” que acompaña a Tzebaot en esta sefirá. Traducido comúnmente como Dios, Elohim hace referencia a su aspecto Creador.

También la Psicología moderna, especialmente la Programación Neurolingüística, ha descubierto la retroalimentación constante entre pensamientos y emociones, y la influencia absoluta que ambos tienen en la personalidad del individuo, que a menudo se ve dominado por ellos. Y no es de extrañar, pues desde la sefirá de la personalidad: Yesod, las de Netzaj y Hod están por encima, y por ello fuera de su alcance. Solo situándonos desde Tiferet, el Yo Superior, podemos observar y manejar las energías emocionales y mentales como recursos para realizar nuestro propósito en la vida.

Hermes – Mercurio

El planeta asociado a Hod es Mercurio. Mercurio actúa como lazo de unión entre el cielo y la tierra, su función en lo profundo consiste en comunicar a la mente concreta los planes y objetivos del Yo Superior. Mercurio es el Hermes griego, que en la Filosofía Perenne es conocido con el nombre de Hermes Trismegisto, el “Tres Veces Grande”, dando nombre a la tradición hermética. Hermes es el nombre griego de un ser arquetípico que todos los pueblos conocieron y que fue nombrado de distintas maneras. Se trata de un espíritu intermediario entre los dioses y los hombres, de una deidad instructora y educadora. Los egipcios llamaron Thot a esta entidad iniciadora. En la época cristiana terminaría siendo identificado con San Miguel Arcángel, que es precisamente el Arcángel correspondiente a esta sefirá. Los especialistas en el tema coinciden que fue en el Egipto copto donde nace el culto a San Miguel, lo que hace más lógica la identificación entre ambos personajes. Estas tres figuras cumplían la función de “psicopompos” o “conductores de almas”.

San Miguél Arcángel

En el aspecto positivo, Hod es la mente lógica y analítica, la inteligencia para lo concreto, el sentido práctico, la curiosidad y, como indica el carácter de intermediario de Mercurio, la capacidad de comunicar y de hacerlo con ingenio y elocuencia. Hod permite dar forma y concretar los deseos que provienen de Netzaj, atemperando su carga emocional con la frialdad del pensamiento racional. En su aspecto negativo, un desequilibrio de esta sefirá por exceso puede dar lugar a una persona excesivamente fría, que vive únicamente a nivel mental, sin “mojarse” con las emociones, o a una persona que utiliza su facilidad de palabra para mentir y engañar. Por defecto, puede haber un exceso de emotividad, una dificultad para expresarse, o una falta de sentido práctico que impida administrar los propios recursos, traduciéndose por lo general en indecisión e inseguridad.

Hermes Trismegisto

La experiencia espiritual asociada a Hod es la “Visión del Esplendor”, que, en palabras de DionFortune, es “el conocimiento de la Gloria de Dios, que se manifiesta en el mundo creado… El iniciado ve detrás de la apariencia de de las cosas creadas y discierne a su Creador”. Y es capaz también de discernir las leyes que rigen el universo creado, como recoge la obra cumbre de la filosofía hermética, El Kybalión,codificada por tres desconocidos iniciados y atribuida al gran Hermes Trismegisto. El carácter mental del universo, el primero de sus siete Principios Universales, es compartido por toda la Tradición Perenne, y está siendo también desvelado por la física cuántica, que tras la materia y la energía, empieza a admitir el papel indudable que juega la conciencia en el llamado universo físico.

SEFIRA: Hod, הוד , Esplendor, Gloria.

POSICION EN EL ARBOL: La esfera naranja, en la parte inferior del Pilar Izquierdo.

NOMBRES DIVINOS: ElohimTzebaot, צבאותאלהים , Dios de las Huestes.
ARCANGEL: Mikael, מיכאל, “Quién como Dios”, regente de la esfera en el Mundo de la Creación.
ORDEN ANGELICO: Beni Elohim, אלהים בני, Hijos de los Dioses, regentes de la esfera en el Mundo de la Formación.
CHAKRA MUNDANO: Kojab, כוכב, Mercurio. Regente de la esfera en el Mundo de la Acción.
CHAKRA HUMANO: Manipura, junto con Netzaj.
IMÁGENES MAGICAS ASOCIADAS: Un hermafrodita.
SIMBOLOS: Nombres y versículos. El mandil masónico.
EXPERIENCIA ESPIRITUAL: Visión del Esplendor.
VIRTUD: Veracidad.
VICIO: Falsedad. Falta de honradez.
EN EL CUERPO HUMANO: El riñón izquierdo. La cadera y rodilla izquierdas. Las rodillas, visto de perfil.
COLORES: Púrpura violáceo en Atziluth, anaranjado en Briah, bermellón en Yetzirah, negro amarillento con manchas blancas en Assiyah.
TAROT: Los 4 ochos.
ELEMENTO: Aire como potencialidad, Agua como expresión.
POLARIDAD: Negativa.
METAL ASOCIADO: Mercurio.
SIGNIFICADOS: La mente concreta. El sentido práctico. El molde que da forma a los deseos. La comunicación. El comercio y el dinero
CONTINUARÁ EN EL PRÓXIMO NUMERO

2 comentarios en «La Cábala IV»

  • el 30 mayo 2014 a las 11:41
    Enlace permanente

    Muy ilustrativo re bien explicado todo hasta lo de la posicion del arbol genial. En cualquier momento pongo el kiosco..

  • el 19 junio 2014 a las 14:49
    Enlace permanente

    buenas estoy interesado en saber la misma información sobre BINAH y CHOHMACH (si es que se escribe así de la mima manera saber que aromas y plantas estan relacionadas con las esferas o sus arcángeles. En DAAT hay algún metal o son todos los que representan a los 4 arcángeles de los 4 puntos cardinales?

    Un saludo y gracias por la información

    Alberto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.