La reina, aún vive

Tina Turner es inigualable. Le supo poner fecha al final de su carrera. Fue luego de realizar su última gira mundial, y de registrarla en su último álbum en vivo. Ella salió del circuito comercial dejando lugar para nuevos artistas, sin negarse a continuar con su música. Cada tanto, Tina sigue cantando, sin embargo ahora lo hace para su fundación, donde todos los fondos que recauda, son para los niños desamparados del mundo.

La vida para Anna Mae Bullock (Tina Turner), nunca fue fácil. Perdió su hogar cuando era muy pequeña, pues ella cuenta que fue abandonada a los tres años. Luego fue adoptada por un hogar de blancos, y separada de su hermana mayor Ruby Aillene, que pasó a vivir con otra familia. En la adolescencia, su padre adoptivo partió a la Segunda Guerra Mundial y la Reina del Rock, fue a vivir a la casa de sus abuelos, y trabajando en el servicio doméstico, concurre a la iglesia Bautista de Nutbush Hill, donde comienza a cantar en el coro.

Pero la endereza que Tina transmitió luego desde los escenarios, la tuvo en su juventud, ella siempre quiso superarse, y en St. Louis asistió a Sumner High School, y se graduó en 1968. Luego comenzó a trabajar como auxiliar de enfermería en el Hospital Barnes-Jewish, con la esperanza de ser titular de enfermería, pero en el camino se cruza la música.

Sobre la vida de Tina y su magistral carrera de cerca de 40 años, y su pasaje por el budismos, ya escribimos en esta columna en el 2011, en “Budas, el refugio de Tina”.

La reina nunca abandona
Tras una docena de películas, más de una veintena de álbumes, 6 Grammys, sus pelucas, y una decena de premios más incluyendo sus huellas en el paseo de la fama, la Reina del Rock, al culminar su gira ‘Tina: 50th Anniversary Tourn, el 5 de mayo del 2009, decide retirarse definitivamente de los escenarios. Y luego de cumplir algunos compromisos contractuales con trabajos en los estudios de grabación, en el 2013, adquiere la nacionalidad helvética (Suiza), y se retira definitivamente del circuito comercial.

Pero Tina Turner, nunca abandonaría la música, solo cambió los objetivos y le imprimió a su voz, un nuevo mensaje;

Ha llegado el momento de encontrar una nueva forma de experimentar la espiritualidad y la ética que está más allá de la religión y cualquier otro sistema de creencias. Valores como el amor, la compasión, la tolerancia, la paciencia y el perdón son valores simplemente humanos. La música es el lenguaje universal para salvar y para unir a la gente.
Con nuestra música que invitar y animar a la gente en todo el mundo para buscar las cualidades internas positivas del corazón humano que surgen de nuestra disposición núcleo hacia el amor y la compasión. Que la música más allá de inspirar a la gente para «amor en acción» para un mundo pacífico y compasivo.
Extraído de Beyond Fundation

Un comentario en “La reina, aún vive

  • el 3 julio 2015 a las 10:06
    Permalink

    Que bueno.
    Dio catedra Tina Turner de como hay que despedirse de un laburo y de cualquier actividad, es como decis en el articulo todos los que seguimos la musica escuchamos sus canciones con una tina bien y en youtube la veremos siempre barabara.
    Pero me alegra que igual siga cantando.

Deja tu comentario