El Despertar de la Fuerza

Por Oscar Alas
La película es entretenida, sin embargo carece de la dinámica de las anteriores ‘Star Wars’. Se nota que falta la mano de su director. Sucede que George Lucas, vendió los derechos de la saga a los Estudios Disney. Ahora, cuando es consultado por la prensa, por su opinión sobre la nueva película, Lucas dice; ‘A mí me gustó’.

Lo que no cuenta Lucas, es con la espina que se quedó luego de aceptar ceder los derechos de la franquicia, a los monstruos del parque de entretenimiento más grande del mundo. Como parte del acuerdo, y no derrumbar el clima en la parte sentimental, parece que los negociadores de la franquicia le habría dicho al cineasta estadounidense que lo consultarían para el armado de la película, nombrándolo de forma pomposa ‘consultor crativo’, y que sobre todo, su asesoría era muy importante si incluían personajes nuevos.

Y George Lucas fue invitado al set cuando estaba todo prácticamente armado. Tuvo que ver como el nuevo director de la corporación J.J. Abrams, jugaba con los chiches que antes le pertenecían. Pero lo que lo enojó de veras, es que en más de una ocasión, tuvo que pararse para dar una indicación sobre algo que le parecía errores fáciles de solucionar y notó que se producía un silencio. Nadie lo tomaba en cuenta.

Cuentan que el cineasta de 71 años, en determinado momento se levanto de su asiento, dio un portazo para no regresar mas al set.

Lo cierto es que Lucas poco tiene que quejarse, pues Disney le puso en el 2012 cuatro millones de dólares sobre la mesa y la promesa de sacarle un dolor de cabeza. Pues si bien Star Wars se había convertido en una marca, con una gran multitud de fans en todo el mundo, que garantizaba traer dinero a las salas de cine, últimamente no le fue como esperaba con las precuelas del film. Y ante el adverso panorama de flojas taquillas y malas críticas sobre su trabajo, se había desmoronado de tal forma que le faltaban ‘fuerzas’ para realizar una nueva película de la saga

Los motivos que llevaron a Lucas a vender a su creación más popular fueron principalmente dos: la suculenta suma que Disney puso sobre la mesa (poco más de cuatro mil millones) y la segunda y más personal, la pésima recepción que tuvieron las precuelas de Star Wars, que le significaron un golpe muy duro al director, que luego de ese trago amargo veía poco probable el volver a realizar una nueva película de la saga.

Y Disney fue, vio y venció, comprando esa mega franquicia y armando un cronograma devastador con anuncios de varios films por venir. La movida empresarial ya dio sus dividendos, porque El Despertar de la Fuerza es uno de los hits de taquilla más importantes del último tiempo, y no solo eso, sino que el nuevo film logró también meterse en el bolsillo el corazón de millones de fans, que con entusiasmo se reencontraron con Luke, Leia, Solo y compañía.

Por algo Lucas ha dicho, “la película a mí me gusta y creo que a los fans de la saga, también les va a gustar”.

Seamos realistas, ‘El Despertar de la Fuerza’, a George Lucas no le gustó en absoluto. El hubiera querido otro tipo de trato para sus protagonistas. Pero las llaves de la máquina de hacer plata ahora, la tiene la industria Disney, y Lucas ya vio que el pomposo cargo de ‘Consultor creativo’ no se lo cree ni el ratón Mickey.

Un comentario en “El Despertar de la Fuerza

  • el 8 enero 2016 a las 02:26
    Permalink

    Yo era fans del star wars pero me arte de las vueltas de de lucas cuando vos tenes los idolos no los podes matar porque se te antoja y este de disney lo madrugo porque de una los metio a todos en la olla. La peli quedó media floja Solo lo volvieron a matar y ya van como 3 veces no dudo que lo resuciten devuelta..
    El personaje de la recolectora de chatarrade una tal Daisy Ridley nunca vista que despues termina siendo media protagonita es muy floja..y la a reyna leia la deberia reciclar pobre.

Deja tu comentario